LOS MÁS LEÍDOS

9 feb. 2012

Blogs y editoriales

Antes de crear este blog, hace apenas tres meses, sabía lo que quería obtener con mis reseñas: credibilidad. Era importante para mí no sólo atraer lectores, sino que éstos se fueran de mi blog con la seguridad de que al reseñar había sido sincero.
Ya hace mucho tiempo que sigo ciertos blogs, algunos bastante buenos que transmiten una credibilidad incuestionable y de los cuales me he apoyado a la hora de escoger mis lecturas. Lamentablemente no en todos los que he visitado me ha pasado lo mismo. Disfruto, y mucho, leer a quien bien escribe y a veces en mis noches de insomnio me pongo a leer reseñas, sin que eso signifique que me las crea todas aunque me guste cómo escribe quien las hizo. 
Algunas veces me da la impresión de que quien escribe en algunos blogs que sigo jamás lee libros malos. Y quisiera que así me pasara a mí, porque constantemente estoy leyendo obras de pésima calidad y no lo puedo evitar; de que un libro es malo me entero lamentablemente cuando ya lo compré y lo estoy leyendo. Precisamente para evitar eso tengo mis blogs de cabecera, con la intención de enterarme de la existencia de obras imprescindibles que se me han pasado. Pero aun así me es imposible no apoderarme de libros malos que cuestan, después de todo, lo mismo o más que los buenos.
No sé bien decir qué tiene que tener una reseña para que me la crea ciegamente. Eso depende mucho de cómo esté escrita y sobre todo de los aspectos del libro que resalte. Pero sí sé decir si un blog me inspira confianza. Cuando en un blog leo siempre reseñas positivas, figura allí el precio del libro y el que escribe nos apresura a aprovechar la oferta y comprarlo, me siento como si estuviera viendo un comercial en la televisión. Y es que ésa no es la forma en que yo decido qué leer. Cuando leo una estupenda reseña, que provoca que casi me sienta torpe por haber ignorado la existencia del libro, poco me importa su precio y si es caro dejo de comprar otros tres para comprar únicamente ése.
Creo que todos los blogeros sabemos que las editoriales regalan libros a quienes tienen un mayor número de lectores y suben sus reseñas con una continuidad que otros por sus demás ocupaciones no pueden igualar. Por supuesto que lo anterior no es malo, ésa es una muy buena forma de que alguien vea crecer su biblioteca sin descapitalizarse, pero eso tal vez provoca algún tipo de agradecimiento en el blogero, y si sus reseñas jamás son negativas y tampoco despedaza a un libro que sobradamente lo merece… yo no me las creo. No siempre.
Cierto es que para todo hay gustos y que si un libro a mí no me agrada a alguien más sí puede agradarle, pero la experiencia nos brinda un poco de criterio y a veces aunque un libro nos guste porque es del género que mas nos apasiona no podemos negar que es malo, que el argumento está mal concebido, la trama mal estructurada y tiene diálogos torpes e innecesarios. A mí me ocurre a veces con algunas novelas policíacas que leo hasta el final disfrutándolas, pero no paso por alto que están sembradas de errores. 
Pero volviendo al tema de la credibilidad, fue por lo anterior que al crear mi blog decidí que no pondría portadas, no mencionaría precios, editoriales, fechas de última edición y que reseñaría libros pésimos, malos, regulares buenos y hasta uno que otro excelente. Tengo pensado algunas veces violar las reglas,  hay portadas que merecen que las ponga porque son estupendas o cuando menos a mí me gustan, también hay editoriales que a veces envían al mercado un extraordinario trabajo y quizás en algún momento me dé por mencionarlas.
En cuanto a mis reseñas, jamás pienso discriminar. Los días que tengo ganas de escribir una, voy a mi biblioteca, recorro mis libros con la mirada y decido en ese momento cuál reseñaré, sin importarme lo viejo que esté, lo poco o nada conocido que sea el autor y si está de momento en las librerías o no. Yo reseñaré el libro, y si a un lector le parece que vale la pena, dependerá de él ver cómo lo consigue.
Por último, espero que ningún blogero que acostumbra poner precios de los libros y demás detalles para aclarar las dudas del consumidor se sienta ofendido por esta reflexión, no ha sido mi intención ofender a nadie. 


32 comentarios:

  1. Te comento mi forma de funcionar.
    No hablo jamás de editoriales, ni de si es coeditado, autoeditado o publicado de forma normal. Pongo la portada, de las que vea por google, la que me gusta. Y hablo libremente de los libros que me gustan. He leído mucho y de momento procuro poner aquellos que me parece que merecen la pena, por eso abro diciendo mi estantería virtual. Cierto es que también he dicho que algún libro no me ha gustado, normalmente me ha pasado con aquellos que he cogido por ser un boom en las listas de ventas y me he llevado un chasco. Por ejemplo Norton se queda en entretenida y algún otro directamente en un "no me gusta".
    Has tocado un tema que muchas veces levantó polémica, los envíos editoriales. Yo no entro ahí puesto que no se si se hacen para obtener una buena opinión o no, en mi blog verás que no colaboro con ninguna. Supongo que es elección personal... a mi me gustan mucho los clásicos, y tengo un lector y amazon y una gran biblioteca... me gusta pasear la vista y pararme donde más me place. Tampoco puntúo con notas, son elecciones que cada cual toma. Yo hablo de lo que me gusta y con suerte contagiaré a alguien para que se lea uno de los títulos que aparecen o, mejor aún, lo ha leído y lo comentamos.
    Un abrazo y perdona por la extensión del comentario.

    ResponderEliminar
  2. Hola.

    Yo soy aún más novata que tú en estos lares blogueros pero ya tengo alguna experiencia como opinadora en otras páginas web, en las que mi tema favorito han sido siempre los libros. De momento no colaboro con ninguna editorial, eso sí, no lo descarto si alguna me lo ofrece, ya que como bien dices eso sólo lo consiguen los más leídos (no siempre los mejores, desde luego).

    Durante este año llevo una racha lectora excelente, quizás porque estoy nutriendo mis lecturas de recomendaciones hechas por compañeros con gustos lectores similares a los míos y seguramente sea ese el motivo por el cual todas mis reseñas en el blog han sido positivas, pero supongo que esa racha algún día finalizará y tendré que reseñar algún libro negativamente. En mis reseñas pongo editorial, precio, etc como simple información para quien le interese adquirir esa novela o buscarla en su biblioteca de cabecera.

    Como te dice la compañera anterior, a mí también me encanta pasearme por una biblioteca bien nutrida y contemplar los libros, deteniéndome en aquel que me llama con mayor intensidad, sin importarme su portada, autor o antigüedad. También prefiero hablar de lo que me ha gustado, para descubrírselo a un posible lector que disfrute de ello tanto como yo.

    Bueno, ya me callo que me enrollo demasiado. Un beso!!!!

    ResponderEliminar
  3. Este es un tema polémico, y aún ayer el blog "Devoradora de libros" planteaba la misma cuestión desde otro enfoque. Como he comentado en su entrada, yo tampoco colaboro con ninguna editorial, y sinceramente prefiero yo elegir mis lecturas (de acuerdo a mis gustos personales). Por ese mismo motivo, tampoco me gusta demasiado embarcar en la lectura de autores noveles, aunque ya he tenido buenas experiencias.

    La primera reseña negativa (muy negativa) que he publicado en el blog fue objeto de una lectura conjunta, en la cuál he ganado el ejemplar que me permitía participar. Así que, he advertido a la organizadora de que el libro no me gustaba nada, y a la hora de exponer mis impresiones intenté argumentar sobre el por qué. Para mí eso es lo más importante. Una crítica bien argumentada siempre tendrá alguna validez.

    ResponderEliminar
  4. Hola,
    buena reflexión.
    Es cierto que yo recibo bastantes libros por parte de editoriales y autores, también es cierto que suelen gustarme bastantes libros porque tengo el espectro bastante amplio (aunque sé distinguir de entretenido a un libro que no te puedes perder), pero también es cierto que en mis críticas si tengo que sacar algo malo, lo saco; no porque me lo hayan cedido y demás, tengo que hacer una crítica buena, una crítica es una crítica, con sus cosas buenas y sus cosas malas y según opinión del que la hace.
    Yo si pongo de dónde me ha venido el libro, más por respeto y agradecimiento que por otra cosa, pero no digo ni dónde comprarlo ni precio ni nada porque me parece que son condicionantes, para mí, de hecho, lo son.

    Y sí, siempre es un placer pasear por la biblioteca, por una librería o por cualquier sito donde haya libros y ver cubiertas, leer sinopsis y conocer nuevos autores... a mí si me dejan, cierran y me quedo dentro.

    En definitiva, está claro que para gustos hay colores, pero también está muy claro que hay reseñas que son un verdadero, y perdón mi expresión, tongo, sobre todo cuando hasta un niño se da cuenta de lo mal escrito que está un libro o lo poco que se entiende etc.

    Saludos a todos.

    ResponderEliminar
  5. Mientrasleo, hace poco que hallé tu blog, más bien y si mal no recuerdo tú me hallaste a mí, pero desde entonces soy tu lector cotidiano, y no por el gran número de visitantes que tienes, sino porque creo sinceramente que tus reseñas valen la pena.

    Shaka Lectora, muchas gracias por pasar por aquí y comentar.

    Offuscatio, a mí tampoco me gustaría leer libros sólo porque han sido un regalo. Prefiero comprar de acuerdo a mi criterio, después de todo los libros aún no son muy caros.

    Sarah Degel, me da gusto que sea visible que en ningún momento quise ser crítico con quienes reciben libros de las editoriales, su trabajo les ha costado, sin duda, sólo que para mí el hecho de que una reseña invite casi con insistencia a comprar el libro, en lugar de acercarme me aleja de él.

    ResponderEliminar
  6. Interesante entrada. Yo también llevo poco tiempo con el blog y creo que cuando empezamos, todos tenemos una idea de lo que queremos, que igual, con el tiempo, las tentaciones de la blogosfera y de las editoriales, puede cambiar. Por ahora, no es mi caso, no colaboro con editoriales ni nadie me regala libros, salvo alguno que he ganado en algún sorteo. Los libros que leo me los compro yo, o los saco de la biblioteca, así que no tengo que disfrazar ni suavizar mis reseñas, los que me gustan me han gustado y los que no, unas veces los reseño (tengo alguno en mi blog a caer de un burro) y otras ni me molesto porque no me han motivado ni para despotricar de ellos. No creo que ninguna editorial se fije en mi blog para colaborar con ella, y aunque a veces alucino con las entradas que hacen algunos llenas de fotos de libros regalados para reseñar y se me ponen los ojos de bolilla, por otro lado, me siento más cómoda así, sin plazos para reseñar, a mi aire, diciendo lo que quiero y como quiero decirlo, y eso quizá no esté pagado ni con todos los libros del mundo. Un abrazo.

    ResponderEliminar
  7. Yo hago lo mismo que tú, excepto sacar libros de la biblioteca, porque me gusta conservar el libro una vez que lo leí.

    ResponderEliminar
  8. Excelente entrada, tocaste un tema muy "quisquilloso" para algunos. Lo que es yo, ninguna editorial me regala libros, con suerte lo hace mi familia, me los auto-regalo o me proveo de los libros de mi biblioteca favorita; reconozco que sin mi carnet de la biblioteca no habría podido leer casi ningún libro porque acá el precio de ellos es muy caro, bastante en realidad. En chile los libros se consideran un lujo y no algo que ayuda al desarrollo (cultural, social, etc.) de las personas.

    Me gustó mucho tu blog, te sigo
    Saludos :D

    ResponderEliminar
  9. Me ha gustado mucho esta entrada porque expone un tema muy interesante al que le he estado dando vueltas desde que empecé a ser usuaria de blogs de literatura: la honestidad de las críticas. Muchas reseñas me han llevado a conocer e interesarme por libros, lo cual agradezco, pero es cierto que he encontrado muchas críticas que denotan cierto "peloteo" con algún autor o editorial por colaborar con los mismos. Yo no colaboro con ninguna editorial y, de momento, leo lo que me apetece (excepto una lectura conjunta a la que me apunté porque el libro me había llamado la atención). Aunque todavía no he "suspendido" a ningún libro de los que he leído desde que abrí el blog, no dudaré en hacerlo si lo merece, aunque pueda no gustar a los que me leen. Las reseñas de mi blog son impresiones personales de cada libro que cae en mis manos y no me gusta añadir en ellas ni precios, ni editoriales ni tiendas donde conseguirlos; aunque dejo enlaces a la sinopsis y al autor, creo que si mi reseña llama la atención a algún lector, éste se informará por su cuenta de si vale la pena o no conseguirlo. 1beso!

    ResponderEliminar
  10. Angie, creo que una de las ventajas de los lectores electrónicos es que en algún tiempo -no sé decir bien cuánto pero quizás muy pronto- habrá un gran catálogo de libros a precios muy atractivos. Ya se pueden encontrar muchos.

    Tizire, yo también pongo enlaces a páginas relacionadas con el libro o el autor, un amigo me lo recomendó. Quisiera dejar claro que no pienso que todos los blogueros que ponen precios escriben reseñas de las que se pueda dudar, muchos lo hacen porque ése es su método de reseñar. En cuanto lees una reseña sabes exactamente qué te quieren decir.
    Saludos

    ResponderEliminar
  11. Una muy buena y clarificadora entrada haciendo referencia al mundo de los Blogs,de los libros y sus contenidos.
    ¡¡¡Gracias !!! Por visitar mi blog y hacer un comentario que me ha parecido muy enriquecedor.
    Desde este momento me apunto al tuyo, por que, creo, es un mundo apasionante de contenido y referencias.
    Un saludo, Luigi

    ResponderEliminar
  12. Muchas gracias Luigi, si te digo la verdad no miro las cifras demasiado sino los comentarios que hacen que piense que la gente lo lee y algo se fija. Y lo mejor que me puedes decir es eso, que merece la pena pasar por él. Y ya si opinas sobre algún libro y surge la posibilidad de que yo responda y un diálogo es fantástico.
    La verdad que esta entrada tuya me ha gustado mucho, y has comentado algo que me pasa a mí. Me gusta comprar los libros por muchos motivos como ya dije, no que me los regalen, y me gusta tenerlos, no sacarlos de la biblioteca. De hecho suelo bromear diciendo que las noches en que sueño que fallezco y mis herederos donan los libros sin tener en cuenta a manos de quien irán a parar... me despierto con un sudor frío..
    Besos

    ResponderEliminar
  13. Pedro Luis, eres muy amable, gracias.

    Mientrasleo, yo también me pregunto qué será de mis libros cuando ya no esté. Tengo alguno desde hace años que sólo yo sé lo me costo conseguirlos porque estaban agotados y por consecuencia sólo para mí valen.

    ResponderEliminar
  14. No llega a dos meses el tiempo que hace que abrí mi blog. Os oigo hablar de editoriales, de libros que os regalan, y demás asuntos que a mi me vienen enormes. Mi única intención a la hora de meterme en esta aventura, era dar a conocer lo que leído durante mis años de lectora. Me resulta casi misión imposible reseñar un libro sin añadir un "pero", pero claro yo esto no lo veía ni siquiera como un posible negocio. Cada día aprendo algo nuevo y me doy cuenta de lo verde que estoy en este mundo bloguero.

    Un beso. Dolores.

    ResponderEliminar
  15. Luigi, entiendo lo que me dices.
    Yo antes de elegir comprar y/o leer un libro, leo muchísimas críticas o me fío por mi instinto, depende del caso. Pero sobre todo leo muchas para ver la diferencia entre ellas y comprobar lo que realmente me puedo encontrar.
    Saludos, te sigo leyendo.

    ResponderEliminar
  16. Me ha gustado mucho tu entrada, Luigi.En algún modo me siento aludida porque sí es vedad que recibo libros de editoriales pero no por ello me siento coartada para expresar otra cosa que no sea lo que realmente pienso del libro. Algunas veces que me han enviado los libros no me han gustado nada, así lo he expuesto y me he quedado tan a gusto. Y he de decir que las editoriales en cuestión siguen colaborando conmigo. Pero he recibido algunos libros de escritores noveles, malos de necesidad, y que me he negado a reseñar, y que he visto en algunos blogs clasificado de muy buenos. Y hay cosas que no son cuestión de gusto...
    Lo dicho, un placer leer esta entrada tuya. Te sigo...
    Besos,

    ResponderEliminar
  17. A mí me ha pasado que he leído reseñas maravillosas de libros que ya ganaron cierta fama y cuando los leo terminan siendo insufribles y no me explico cómo es que alguien los encontró buenos...

    ResponderEliminar
  18. Y qué sería la vida si a todos nos gustase lo mismo, no habría cabida a debates, nuestros blogs serían monotemáticos, y nuestros comentarios siempre positivos. Un poco aburrido ¿no?

    ResponderEliminar
  19. Sí, sería muy aburrido, naturalmente. Creo que cuando un libro es malo o bueno, guste o no, te puedes dar cuenta. Hay libros bastante buenos que a mí francamente no me gustan, pero reconozco su gran calidad, y otros malos que sin embargo leí hasta el final porque me entretuvieron o porque el tema era de mi interés. En resumen, sí puedes decir que un libro te gustó, pero no se me hace muy correcto decir que es bueno cuando no lo es.
    Saludos

    ResponderEliminar
  20. Estoy de acuerdo contigo en algunos aspectos.
    Yo colaboro con editoriales, pero me gusta leer todo tipo de géneros. Aunque al leer mi hija también, en casa se lee mucha literatura juvenil.
    Ya en su momento decidí separar las reseñas de mi hija de las mías, porque sé que no siempre vamos a tener la misma opinión, ni vamos a destacar las mismas cosas.

    Yo por mi parte no tengo problema en hacer una reseña negativa, aunque me lo haya enviado una editorial. Si el libro no me ha gustado, no puedo decir lo contrario en una reseña. Eso sí, siempre con el máximo respeto y argumentando el por qué no me ha gustado.

    Yo sí suelo poner los datos del libro, pero tanto de los que me envían como de los que yo compro (casi siempre de 2 mano). Pero porque cuando yo leo alguna reseña, me gusta saber la editorial para ahorrarme tiempo en buscarlo si me gusta.

    Desde luego en la variedad está el gusto. Si un libro merece la pena leerlo, da igual que sea una novedad o que lleve 20 años publicado.

    Me ha parecido una reflexión muy interesante. Por supuesto lo menos que se puede esperar de un blog literario, son opiniones sinceras.

    Un saludo :)

    ResponderEliminar
  21. Hola
    Acabo de encontrar tu blog después de que dejases un comentario en el mio y lo primero que salto a mis ojos fue esta entrada tan polémica.
    Cuando dices que no te gusta ver el precio o portada de un libro en una reseña lo comprendo pero la verdad es que no lo comparto. En mis reseñas incluyo estos datos porque me parecen importantes, no intento influir a nadie para que lo compre.
    En lo referente a que hay gente que parece que nunca leyó libros malos estoy totalmente de acuerdo. Me ha pasado de encontrarme con blogs donde todos los libros que leen son buenos. No sé si est es porque se los regalan las editoriales o simplemente porque no tienen criterio.
    Creo que por muy bueno que sea el libro siempre habrá algo que no nos guste, o viceversa. Por eso yo a la hora de reseñar un libro comento lo que me ha gustado y lo que no y me abstengo de puntuar el libro para que nadie "caiga en la tentación" de leer un número y hacerse una idea equivocada.
    Gracias por comentar en mi blog y también por esta reflexión. Que aunque no esté conforme con todo lo dicho me ha gustado tu manera de exponerlo, directa y sin tapujos.

    ResponderEliminar
  22. He encontrado tu blog gracias a un comentario tuyo.
    He venido directamente a esta entrada, como las vacas al tren, lo más polémico siempre atrae xD.
    En cuanto a nombrar la editorial, yo es que en la ficha técnica suelo poner lo que pone en milibro, y el nombre de la editorial suelo nombrarlo.
    Pero simplemente por dar datos completos, de hecho no colaboro con ninguna editorial (y tengo el blog desde el 2006) pero porque ellas no me han buscado y yo tampoco. No podría hacerlo, demasiados libros acumulados como para tener que leer 3 al mes ya elegidos.

    En cuanto a las reseñas si son positivas o negativas pongo lo que creo pero siempre desde el respeto. Por ejemplo...yo siempre puntúo con nota numérica (del 1 al 10) por simple manía mia, ya que llevo haciéndolo desde pequeña apuntándolo en la primera hoja del libro.
    Eso si, siempre suelo poner un mínimo de 2 por el esfuerzo que conlleva escribir un libro (quitando algunas excepciones intragables).
    Por ejemplo el año pasado tuve suerte y mi nota media no bajó del notable bajo pero este año...no estoy teniendo tanta suerte. Y no lo escondo, si se merece un 4 en mi opinión, intento justificarla y si le pongo nota buena también intento justificarlo lo mejor posible.

    Y quien se sienta ofendido...para gustos los colores...
    Un saludo y gracias por pasarte...te sigo el blog que está gustando.

    ResponderEliminar
  23. Hace días que leí esta entrada y estaba deseando sacar un rato para pasar por aquí y opinar. Te cuento ...

    Hay muchos (muchísimos) blogs que no me creo, unos porque ponen muy bien libros sólo porque se los han regalado y otros porque ni siquiera se los leen.

    A mí últimamente me están regalando libros, pero de los que tengo reseñados en el blog, el total (que ahora mismo no sé cuántos son), puede haber un 10-15% regalado ... Yo no me he encontrado muchos libros que no me gusten (de lo que me alegro). Yo no los puntúo como otros blogs, pero está claro que no todos aunque me gusten lo hagan al mismo nivel. Creo que leo bastante variado y no siempre novedades, y leo siempre lo que me apetece en cada momento.

    Cuando leo un libro que me ha regalado alguna editorial o autor nunca me han pedido que lo haga en un determinado tiempo o que escriba una reseña de una determinada manera. Sólo el que me mandó bloguzz, que me lo tuve que leer en un tiempo determinado porque me lo pidieron, y no he vuelto a pedir libros ahí. Recientemente le envié por correo a su autor un libro que me había enviado para reseñar porque no paraba de mandarme mails para que lo reseñase ya. Se lo devolví y no lo reseñé.

    Al principio de empezar mi contacto con las editoriales hubo dos que me pidieron tener un par de cosas en el blog para enviarme libros a cambio. Les di las gracias por contestar y no colaboro con ellas, porque no accedí. Obligaban por ejemplo a tener un número determinado de seguidores y yo no pongo el gadchet de seguidor por eso mismo. Y cuando sorteo libros en mi blog no obligo a que se hagan seguidor del mismo porque me parece absurdo. ¿Para qué quiero tener 800 seguidores y que me comenten 20? ¿Para conseguir libros? Me gusta leer y siempre me ha gustado, me compro mis libros como siempre los he comprado. Pero si recibo libros gratis me gusta (tanto si me lo envía una editorial como si me lo envías tú, no sé si me explico).

    En mis entradas me gusta poner la portada del libro porque para mí son muy importante (a veces compro libro sólo por una portada, un título ...). Me gustan mucho las ilustraciones también o la fotografía, y ambas cosas están muy ligadas a las portadas. Poner precio, editorial, páginas ... a mí no me gusta nada. El que tiene el libro ya sabe todo eso. En mi blog puse no hace mucho una pestaña de editoriales que me gustan, y son enlaces a eso mismo: editoriales que "me" gustan. He leído de muchas más pero esas me gustan especialmente (y muchas no me han regalado nada). Leo mucho cómic o novela gráfica que aparecen reseñados en el blog y nunca me han regalado nada de eso (ya me gustaría porque no veas lo caro que salen estos libros).

    No puedo con las erratas en los libros, y es algo que siempre pongo en mis reseñas. Y me asombra ver ese mismo reseñado en otros blogs y que no mencionen lo de las erratas (¿por qué? ¿porque se los regalan?). De vez en cuando he mencionado el precio para decir que me parece abusivo el de tal libro (de hecho lo mismo me lo he leído en la librería) o porque me encanta haberlo encontrado tan barato (y como estamos en crisis creo que está bien avisar al personal de que hay libros bien de precio).

    Y no sé, ahora mismo creo que lo he soltado todo, jaja. Si se me olvida algo volveré (o si te apetece que te cuente de algún punto en concreto me dices).

    Maravillosa entrada, la comparto en las redes.

    bsos!

    ResponderEliminar
  24. Rosalía, al leer una reseña siempre sé qué tan sincero ha sido el crítico, y contigo me pasa que te creo, quizás porque escribes de manera fuerte y contundente. A mí me han dicho que mi prosa es agresiva, ¿qué se le va a hacer?
    Francamente yo no estoy interesado en que una editorial me regale los libros -y dudo que haya una editorial interesada en lo mismo-, pero si recibiera un ofrecimiento lo rechazaría. Creo que los regalos hasta viniendo de amigos causan compromiso y yo y los compromisos no nos llevamos bien. Si un autor me pidiera que reseñara su libro, creo que no lo haría, por muy loable que sea la causa. Me ha provocado gracia que le hayas devuelto el libro al autor, porque con el carácter que se ve en tus textos ya me imagino tu cara cada que te presionaba.
    Las erratas son cosa muy común en las primeras ediciones. No debería ocurrir pero son razonables, aunque ya en la cuarta..., bueno. Conozco a quien dice que un libro es un asco porque las tenga. Yo no soy tan drástico. A veces un libro me encanta, y puede que esté sembrado de erratas, pero sólo las subrayo, y ahí las dejo. Quizás debiera mencionarlas en las reseñas, pero prefiero criticar únicamente el aspecto literario.
    Y a propósito de erratas, si he dejado sembradas en este comentario pido disculpas, pero me caigo de sueño.
    Tu comentario, Rosalia, me ha gustado mucho. Ven cada año por aquí si no te sobra el tiempo, pero deja un comentario como ése.
    Saludos

    ResponderEliminar
  25. Creo que es la primera vez que definen mi forma de escribir, y me he sentido "rara". Fuerte, contundente, carácter ... Ya tengo para pensar un rato ...

    ResponderEliminar
  26. Esto que has escrito da mucho que pensar... pero mucho...

    ResponderEliminar
  27. Muy buena entrada, acabo de leerla y realmente soy nueva en esto, así que es la primera en leer. En lo que llamo “el proceso de selección de un libro”, ojeo un poco su contenido sin dejarme llevar por el titulo o la reseña, decido tomarme tardes enteras para sentarme en las librerías a leer un tanto de cada uno, me he fijado que suelen gustarme los menos promocionados y le he cogido un temor a la decepción a tal punto que al encontrar alguno notablemente fascinante en sus primeras paginas me da miedecillo continuar.
    No me he topado con gran variedad de libros desagradables, pero sí con muy pocos capaces de cautivarme y esos son los que me hacen sentir y vivir a través de sus paginas, por los que es preferible permanecer en casa antes de ir a la playa, en algunas oportunidades.
    Me gusta mucho escribir, poemas y cartas que generalmente lee algún amigo o compañero, por ende siempre baso mis autocriticas en obras que considero maestras, acotando que cada día me parecen mas escasas, resulta difícil esta tarea, esto no quita, como lo dice tu entrada, que otros escritos me atraigan y distraigan con gran emotividad a pesar de que no pare de corregir sus errores mas obvios con mi poca experiencia.
    En cuanto a la caratula, antes de escribir, cuando me confundo entre mis propias ideas, suelo pintar o dibujar, para luego observarlos y recordar los sentimientos que inspiraron mi texto, quizás por eso suelo prestarle mucha atención a las caratulas, hace poco compre un libro solo por la imagen de portada, el texto fue poco relevante, pero imagen tras imagen, me iban narrando una historia totalmente diferente y encantadora.

    ResponderEliminar
  28. Hola, Karla, gracias por pasar por aquí y comentar.
    Saludos

    ResponderEliminar
  29. Veo que esta entrada es muy popular, y yo también quiero aportar mi 'granito de arena' como quien dice. Verás, yo sí pongo los datos y la portada, más que nada por si alguien quiere hacerse con el libro, que sepa cuánto le va a costar, por ejemplo. También me gusta poner de dónde viene: biblioteca, web de intercambio de libros, regalos... me gusta que mis libros tengan una historia detrás.
    Ahora, lo de las críticas... una vez vi un blog en el que la autora no hacía más que puntuar con dieces. Todas las novelas que le llegaban de las editoriales eran de lo mejorcito. Obviamente, no he vuelto por allí.
    Yo suelo tener más rachas malas que buenas, he de reconocerlo. Ahora mismo estoy empezando a entrar en otra racha mala. A veces me da palo que la gente vea cómo puntúo los libros porque deben pensar que soy demasiado exigente, y quizá sea así. Lo de la puntuación es también un tema espinoso. Yo sobre todo lo hago porque sé que hay gente que primero mira la calificación y, en función de ella, leen o no leen la reseña.
    Bueno, y hasta aquí mi aportación. Espero sinceramente tenerte entre mis comentadores habituales porque sé que mis reseñas se enriquecerían muchísimo con tus comentarios.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  30. Hola, me ha encantado tu reseña y estoy de acuerdo contigo en casi todo lo que dices. Yo tengo las cosas muy muy claras en estos aspectos. En mi blog, solo tengo tres puntuaciones para los libros que voy leyendo: un punto para los que "se dejan leer", dos para los que me parecen "entretenidos" y tres para los que me parecen "geniales". Para mí es así de sencillo. Aquellos que no consigo terminar, porque me aburren, porque no me gusta la forma de escribir de su autor, o sencillamente no consiguen transmitirme nada (que en verdad son bastantes), simplemente los abandono y tampoco los reseño. Por eso, los que verás con un punto, son aquellos que he conseguido terminar, aunque a duras penas, pero no verás los que he abandonado. Es cierto, que una obra que a mi parecer es genial, a otra persona le pueda aburrir (me ha pasado en varias ocasiones, recomendar con fervor un libro que otros no han podido acabar y al revés, por ejemplo me pasó con "El corazón helado" de Almudena Grandes, me lo recomendó una amiga que había disfrutado mucho con su lectura y francamente, yo no pude con él). Pero por otro lado, también es verdad que un libro puede engancharte mucho, sin tener una extremada calidad literaria (como a mi parecer sucede con "Los juegos del Hambre"), pero si disfruté, no dudo en otorgarle un tres en mi baremo.
    Si es que para gustos...
    Besos

    ResponderEliminar
  31. Hola! acabo de ver tu entrada y bueno, aqui estoy.
    Soy la administradora del blog: www.ellamentodelfenix2013.blogspot.com
    No colaboro con editoriales, pero si pongo la informacion del libro, y aveces cuando me costo, ya que a veces me preguntan por hotmail eso, y ya les dejo la informacion.
    En cuanto a mi, casi todas mis reseña sson positivas porque tengo una extensa linea de pasos para elegir un libro, y eso lleva a que me gusten (si o si). La portada, la sinopsis y alguna opinion de mi hermana (que siempre lee libros geniales), y los libros que leo, son libros que se que me van a gustar, aunque algunos puede que no. Entiendo muy bien lo que dices, sobre que hay personas que siempre escribenr eseñas super positivas, y el libro es malo, me ha pasado de leer una de esas, y luego tener el libro, empezarlo y digo: Whaat? Really? (rie). El punto es que creo que en el momento en el que uno se hace reseñador, tiene su blog, tiene que dar su opinion sincera, porque tu reseña puede llegar a depender de que alguien la lea. Y por cierto, me voy a hacer tu nueva seguidora, asi qeu seria creo que la 72 (felicidades por la cifra). Saludos y suerte con tu blog!

    ResponderEliminar
  32. Gracias por tus comentarios tan sinceros y reales. Yo solo escribo reseñas como aficionado de los libros que voy leyendo y que se apartan un poco de lo convencional. Si quieres mirar alguna puedes hacerlo en

    http:\\loabsolutonoexiste.blogspot.com.es

    YO voy a seguirte en este tu blog porque me has convencido. Francisco

    ResponderEliminar